Consecuencias inesperadas (ii)

Sería ingenuo pensar que la implementación de sistemas nacionales de facturación electrónica, o de información en tiempo casi real de información electrónica sobre la facturación, no incrementa las capacidades de control de la administración tributaria. Algunos números presentados por el SAT de México, en nuestra última Asamblea General en Guatemala, son una demostración significativa. Para muestra, algunos botones: en México donde hay más de cincuenta mil millones de documentos electrónicos, se reciben y procesan 260 documentos por segundo para un total de almacenamiento de 500 Tb, se ha conseguido entre 2014 y 2020 un incremento de 89% de la recaudación, con una reducción del 48% del costo asociado, mientras los montos recaudados asociados a procesos específicos de fiscalización crecieron en 136%, en buena medida gracias a las fiscalizaciones electrónicas.

Sin embargo, la adopción generalizada de la factura electrónica trae ventajas y oportunidades también para los contribuyentes y el ambiente de negocios. Buena parte de esas ventajas viene dada por la posibilidad de mejorar significativamente los procesos de negocio, no únicamente los de cumplimiento tributario, asociadas a la eliminación de las engorrosas limitaciones físicas del papel y a la posibilidad de encadenar y automatizar procesos – el famoso pipelining para la gente de IT. Un buen ejemplo de esta posibilidad son las plataformas de restaurantes desarrolladas o mejoradas durante la pandemia, para gestionar pedidos a domicilio, que permiten hacerlo todo a través de equipos móviles, desde la consulta vía QR del menú del local o el inicio de sesión desde una red social, hasta el pago electrónico y el envío de la factura electrónica al cliente utilizando no solo correo electrónico sino plataformas de mensajería instantánea (y a la administración tributaria utilizando los servicios web correspondientes), que sin duda se seguirán usando y potenciando con el retorno físico a los restaurantes.

Pero otra, importante sin duda, es la que viene de la mano de los servicios que la administración tributaria brinda. Algunos de ellos, como los registros de compras y ventas dentro de los sistemas de la administración tributaria y las declaraciones prellenadas de renta y particularmente del IVA, son ejemplos importantes. Nada más ver el nivel de aceptación de la declaración prellenada de personas naturales, donde 8.8 millones de personas naturales recibieron declaraciones de renta precargadas con datos de facturación electrónica, o en Chile donde el nivel de aceptación de la declaración prellenada del IVA es, en términos prácticos, total. Otros servicios, ciertamente más nuevos, están más lejos del control de cumplimiento y se orientan directamente al servicio.

En Brasil, donde ya se había hace tiempo implementado servicios a los ciudadanos basados en la factura electrónica, se desarrolla recientemente la Nota Fiscal Fácil, un régimen de simplificación de emisión de la factura electrónica, por medio de una aplicación soportada por la administración tributaria dirigida para que los pequeños contribuyentes, como los micro-emprendedores individuales, transportistas autónomos y pequeños productores primarios, puedan, utilizando su teléfono inteligente, facturar electrónicamente. Más allá de poner al alcance de los muy pequeños contribuyentes un modelo de operación en que se asemeja al de las sofisticadas tiendas de tecnología en eso de vender, cobrar y facturar en el mismo momento de la venta y por el mismo vendedor, abre puertas a la formalización y libera a los contribuyentes de lidiar con las complejidades de XML y reglas de validación, ya que con solo un limitado número de informaciones la aplicación genera los documentos electrónicos cumpliendo con todas las formalidades establecidas.

En Ecuador, el Servicio de Rentas Internas puso este año en operación un mecanismo de devolución en línea del IVA para personas adultas mayores, un beneficio establecido en la legislación, en la propia factura electrónica. El proceso, que luce increíblemente simple, pasa por un registro en línea donde el adulto mayor, luego del análisis de riesgo correspondiente y la verificación que lo acredite como posible beneficiario, recibe una clave, el famoso pin, en su domicilio tributario electrónico. Al momento de comprar en uno de los establecimientos habilitados, el contribuyente prepara y envía sin intervención humana la factura electrónica al SRI, que determina si el beneficiario tiene derecho a la devolución y tiene saldo disponible (no ha alcanzado el límite mensual), el establecimiento solicita el PIN al adulto mayor, y se aplica la devolución en el mismo momento de la venta utilizando la factura electrónica.

El proceso reemplaza un mecanismo de devolución de gastos realizados, que seguramente tardaría semanas o meses para el beneficiario fruto de la probable acumulación de facturas antes de realizar la solicitud. El servicio se asemeja mucho más a la operación en línea de una tarjeta de crédito que a la imagen, a veces exagerada, a veces muy real, de la lentitud burocrática del servicio público. Más allá de eso, si pensamos en el proceso, el diseño del proceso pasa por una decisión de la administración tributaria en el momento de la transacción asociada al hecho imponible, alguien podría decir que es poner ese control continuo de transacciones a caminar en medio del agitado tráfico de una de nuestras ciudades en uno de esos patinetes eléctricos – de forma muy eficiente y sin contaminar, pero siempre con casco, por las dudas – sin embargo, más que eso es una demostración de la viabilidad técnica y administrativa de incorporar nuevos mecanismos automáticos de gestión, personalizados, que incluso abren puertas a innovaciones o consolidación de cosas como el IVA-personalizado.

Si bien el factoring o factoraje de facturas, inclusive electrónicas, existe en muchos países, su acceso está restringido relativamente a pocos usuarios por los temas de gestión de riesgo. En Colombia, este 18 de agosto se inaugura el RADIAN, el registro de facturas electrónicas como título valor. Un servicio inspirado en el éxito del registro de facturas para cesión en Chile, donde ya el total de montos negociados gira en torno al 8% del PIB (sí, lo leyó bien) y que abre a los pequeños y medianos contribuyentes oportunidades para acceder a recursos financieros de manera ágil y a menores costos. La plataforma de registro permite publicar las facturas electrónicas que se desean negociar y los eventos asociados a las mismas, la cesión, el pago, la anulación o la renegociación, que han sido firmadas electrónicamente por el emisor y autorizadas por la DIAN, lo que permitirá a los operadores comprobar la veracidad de los documentos y de su estado en cuanto título-valor y hacer una mejor gestión de riesgo en el proceso. Además, en el caso del RADIAN, los operadores autorizados desde el diseño incluyen a los factores tradicionales, bancos y financieras por ejemplo, pero incorpora dos grupos adicionales, las Fintech y los operadores tecnológicos autorizados de factura electrónica; los dos grupos apegados por naturaleza a la utilización de nuevas tecnologías y a los emprendimientos tienen el potencial de aprovechar el RADIAN como una infraestructura sobre la cual construir soluciones ingeniosas, que yo imagino pueden ir desde mercados de subastas de títulos-valor a servicios de valor agregado asociados a la gestión de riesgo y el análisis de mercados, creando espacios a una suerte de cultura bursátil a la que podrían acceder, por qué no, incluso pequeños inversionistas personas naturales. En el lanzamiento del RADIAN, una persona del público presente en el evento híbrido virtual-presencial hizo una pregunta con tono suspicaz que aquí parafraseo, “¿Y qué gana la administración tributaria con esto? ¿Será que nos quieren controlar más?”. La respuesta, que también parafraseo, es sencilla: “Nada, la administración ya tiene esos documentos, es un servicio del que pueden beneficiarse los vendedores a quienes se les paga en 60 días (o más en algunos países) y que pueden anticipar los fondos con los que, al menos, pueden pagar el impuesto resultante de la transacción que se generó en el mismo período de la emisión cuando se usa un criterio devengado, o aun más, pueden producir más, innovar o al menos pagar de manera efectiva menos por el acceso a financiamiento. Esperemos que los números del RADIAN llegen a ser tan buenos como los de Chile, donde por cierto los datos estadísticos sobre la publicación y cesión de documentos están disponibles en el sitio del SII con un enfoque de datos abiertos.

Son ya diez las administraciones de América Latina con sistemas nacionales de facturación electrónica consolidados. Otras están en proceso de expansión y consolidación. Al mismo tiempo en otras regiones del mundo se adoptan cada vez más modelos similares, con distintos sabores y particularidades, pero similares. El reto de hacer más con las facturas sigue presente, hacer cosas como las mencionadas antes, porque no también cosas con una visión de servicios y, como ya fue mencionado en un post anterior sobre el tema, con un enfoque ganar – ganar, que bien vale hoy copiar ese lugar común cuando de verdad ganan todos.

Saludos y suerte.

Aclaración. Se informa a los lectores que los puntos de vista, pensamientos y opiniones expresados en el texto pertenecen únicamente al autor, y no necesariamente a su empleador ni a ninguna organización, comité u otro grupo al que el autor pertenezca, ni a la Secretaría Ejecutiva del CIAT. De igual manera, el autor es responsable por la precisión y veracidad de los datos y fuentes.

16 comentarios

  1. Publio Cortés ABOGADO Respuesta

    El avance y las ventajas de la factura electrónica son irreversibles.Cada día va para más. Gracias Raúl Zambrano por actualizarnos. Lo cierto es que los asesores tributarios de los países como Panamá, donde el desarrollo de la factura electrónica viene un poco más atrás, deben prepararse para la “nueva realidad”. Pronto se acabarán esos días donde un mal consejo tributario parece una “gran idea”, por el simple hecho de que el Fisco no se enteró, producto de su tradicional falta de información.

  2. Marisol Solana Respuesta

    Hola Raúl, efectivamente la velocidad de estos cambios, plantea nuevos retos. Hoy por hoy, todos estos avances en la digitalización nos sorprenden, seguimos adoleciendo de una adecuada atención y servicio al contribuyente. Es necesario el equilibrio entre el control y la imagen que proyectan las propias administraciones hacia sus ciudadanos, de forma que podamos construir y avanzar desde la confianza, con casco de protección como dices.

  3. AMY WALESKA GODOY AYALA Respuesta

    La tecnología innovadora en registro de facturas o detalle de empresas entre sus ventas y compras es impresionante, debido a que llegaremos a una época en que todo acceso será de manera digital y de esta forma obtener un balance en materia fiscal evitando la evasión de impuestos tributarios a nivel mundial, estos sistemas si en su parte están conformado por requisitos ya establecidos con forme a ley tributaria en cada país, obtendremos éxito al mismo.

  4. Mayra Manún Respuesta

    Buenas Tardes:
    Hola buenas tardes, es curioso lo rápido que van los cambios, mismos que han sido acelerados por la pandemia ya que ahora muchas transacciones se hacen en línea y eso es provechoso y brinda una oportunidad para dar versatilidad a un documento que desde ya tiempo existe, como ser la factura. Es interesante ver cómo otras AATT han hecho importantes aditamentos a la factura, dándole otros usos. Me ha gustado mucho este Artículo, ha sido provechoso e informativo, no tenia idea de otros usos que se le pueden dar a este documento fiscal importante.
    Saludos.

  5. Omar Respuesta

    Buen día a todos, los cambios tecnológicos han facilitado un sin numero de operaciones o transacciones entre los usuarios, donde las administraciones tributarias de igual manera deben estar actualizadas con este tipo de innovaciones tecnológicas, a modo de permitir incorporar dentro de sus controles los aspectos que validen el cumplimiento de las normativas legales y el incremento en sus recaudaciones; muy novedoso veo, las posibilidades creadas para la devolución electrónica del IVA a las personas mayores, como también la posibilidad de financiamiento que las empresas o usuarios pueden alcanzar producto de la negociación de facturas emitidas de forma electrónica mediante el factoraje de facturas. Si bien es cierto son operaciones muy atractivas su autorización y consideración en el nivel de riesgo es de considerar por parte de todas las administraciones tributarias donde estas transacciones son efectivas.

  6. Lesbia Espinal Respuesta

    Buen dia
    Eso facilitaría mucho a la administración Tributaria, ya que si comparamos el detalle de ventas con las facturas de compras, es impresionante y si todo es de manera digital será mas conveniente para ambos sectores, es necesario el equilibrio entre el control y la imagen que proyectan las propias administraciones hacia sus ciudadanos, de forma que podamos construir y avanzar desde la confianza, con casco de protección que llegaremos a una época en que todo acceso será de manera digital y de esta forma obtener un balance en materia fiscal evitando la evasión de impuestos tributarios.

  7. Yolani Adalila Melgar Rivera Respuesta

    Buen día,
    Sin duda el avance tecnológico día a día nos mueve a estar en constante cambio, para bien de las administraciones y de la población. Las ventajas de la factura electrónica son muchas y con resultados satisfactorios en varios piases, cada día se suman mas administraciones con el objetico de mejorar.

  8. Orlando Castellon Telleria Respuesta

    Buenos puntos los que destacas Raúl.
    Son más ventajas y beneficios, como el IVA personalizado iniciado en la Argentina pero por lo visto acelerado en Ecuador.

  9. Raul Zambrano Respuesta

    Muchas gracias a todos por sus comentarios y aportes.

  10. Diosa Madrid Respuesta

    Buenas Tardes.- Muy buenas apreciaciones, realmente es una nueva era de avances tecnológicos, avances acelerados a causa de la pandemia del COVID19 ya que las administraciones , entes estatales y empresas debieron innovar en plataformas digitales a fin de que sus usuarios pudieran hacer operaciones diversas en línea.- El tema de la facturación electrónica en cuanto a los avances y ventajas es interesante y de interés general por lo que tal como se mencionó impone nuevos retos, se me ocurre las consideraciones tales como ser la de medios electrónicos a personas de difícil acceso a la tecnología, o la de ejercer mayor control a fin de evitar la evasión fiscal. Gracias!

  11. Melba Mariela Velásquez Castro Respuesta

    Excelente artículo, sin duda alguna el uso de la factura electrónica genera importantes beneficios para el desarrollo económico de los países, incrementando la productividad, competitividad y modernización tecnológica de los obligados tributarios, simplificando el cumplimientos de sus obligaciones tributarias.

  12. Aloisio Almeida Respuesta

    Estimado Raul, muy importante enfatizar los beneficios de la factura electrónica y conocer lo que los países entán haciendo. El futuro es digital y son esperadas más inovaciones.

  13. MARIO ALFREDO COREA GÓMEZ Respuesta

    Viéndolo bien las ventajas de la factura electrónica son múltiples e inmediatas y tenemos los ejemplos de países donde se ha incrementado la recaudación en un alto porcentaje, y para quien preguntó que «qué gana la administración» la respuesta es clara, si bien se contesta el autor que nada, puesto que ésta ya cuenta con la información; yo diría que la administración es muy beneficiada después de los negocios por la rapidez de la información, por la baja de los costos y la veracidad de los datos. En otras palabras no se debería titubear y todos los países ya deberían estar perfilándose hacia estos mecanismos y metodología electrónica para el control operacional privado, nitidez de los procesos eficiencia administrativa. Debe si invertirse un poco pero al final vale la pena. La pandemia nos está ayudando también a mejorar.

  14. ELMER CANALES Respuesta

    Muy buena lectura mostrada en el analisis de la facturacion electronica, pero basado en nuestra realidad, se podrian realizar muchos aprovechamientos de la misma debido a que la recaudacion sería mas facil observarla desde un punto de vista sistematizado en beneficio del estado, no obstante se debe trabajar en conjunto para que el comercio local adopte estas nuevas dispocisiones de la facturacion electronica, quiza en nuestro medio Honduras será dificil pero no imposible, ya que no estamos muy acostumbrados a la sistematizacion, venimos con pasos lentos en trasladar la informacion del papel a la era de la digitalizacion. Considero oportuno el gobierno por medio de la administracion tributaria, dar un impúlso de apoyo a esta medida y promover estrategias de apoyo para que el contribuyente poco a poco valla adaptando su actividad comercial a la era digital y esta pueda ser adaptada facilmente a los sistemas informaticos de la recaudacion.

  15. Adolfo Perez Vasconcelos Respuesta

    En Mexico un lastre en la facturacion electrónica y un retroceso en la simplificación administrativa hacia los contribuyentes, son los denominados complementos, los cuales radican en que determinados sectores económicos, incorporen información adicional a su facturacion electrónica, ya no bajo un contexto y un sentido en orden fiscal, sino que mediante el uso de la extrafiscalidad, estos sirvan como elemento de control, constituyéndose dicho complemento en un elemento de fiscalización no solo por la hacienda, sino de terceras autoridades relacionadas con las actividades económicas aplicables, sobrerregulado y distorsionando la función primaria de simplificación administrativa, ocasionando el propio sistema una galimatia que redunda en su autorreferenciacion, entorpeciendo la oportunidad de transitar a modelos que abonen como el caso brasileño y colombiano.

Responder a Mayra Manún Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Suscripciones CIAT

Navega en el sitio sin restricciones. Consulta y descarga los contenidos.

Suscríbete a nuestros boletines electrónicos:

  • Blog
  • Oferta Académica
  • Informativo
  • Publicaciones
  • Alerta de Noticias

Activar suscripción

Miembros CIAT

Representantes, Corresponsales y Personas autorizadas (AT)